miércoles, 21 de febrero de 2024

Director: PACHI BENÍTEZ PEÑATEAñadir a favoritos
Cabecera
Flotante derecha
Flotante derecha
Flotante izquierda
Flotante izquierda

Pino Ojeda y la estela de su obra se reencuentran en Madrid

  • La exposición quedará abierta hasta el día 28 de marzo en la sede de la Delegación del Gobierno de Canarias en Madrid

 

  • La muestra deja evidencia de la relevancia que aportó la artista a la cultura canaria y española

 

 

 

La transversalidad del trabajo de Pino Ojeda como artista de relevancia en la cultura canaria y española, llega a Madrid en forma de homenaje. Un programa que comenzó este lunes día 6 de marzo en la sede de la Delegación del Gobierno canario en Madrid y que podrá disfrutarse durante casi todo el mes.  La iniciativa promovida desde la Consejería de Cultura del Cabildo de Gran Canaria, a través del Centro Atlántico de Arte Moderno (CAAM), cuenta además con la colaboración de la Fundación Canaria Pino Ojeda, dedicada a promocionar, conservar y difundir su legado artístico y literario, así como de la Delegación del Gobierno canario en la capital española.

 

El programa comenzó con la inauguración de la exposición ‘Los Vientos Alisios de Pino Ojeda en Madrid’ y la presentación de ‘Niebla de Sueño’, el primer libro de poemas que la artista publicó hace 75 años y que ha reeditado el Cabildo grancanario.

 

Nacida, en un tiempo difícil, hace más de 100 años, no dejó nunca que ese tiempo la devorara y la silenciara. Con la publicación de varios de sus libros hasta entonces inéditos, un largometraje sobre su historia, la recopilación de algunos de sus poemarios y la celebración de homenajes como los que se hicieron en su honor durante 2018 por el Día de las Letras Canarias, Canarias rinde tributo a esta artista trayendo una representación de su obra a Madrid donde tantas amistades forjó. No en vano, en la muestra pueden verse algunas correspondencias que mantuvo con sus amigos literatos, entre ellos, tres Premios Nobel -Juan Ramón Jiménez, Vicente Aleixandre y Camilo José Cela-, y con sus amigas Carmen Laforet y Carmen Conde. Incluye sus libros dedicados por Gabriel Celaya o Gerardo Diego, entre otras personalidades de la literatura.

 

La delegada del Gobierno Canario, Lola Padrón agradeció la participación de quienes han sido los artífices de esta exposición y a quienes se acercaron a la delegación canaria. Padrón resaltó la importancia de que el mes de marzo, “como no podía ser de otra forma”, se dedique a una mujer “ya que es un honor tener a Pino Ojeda presente a través de su obra y en espíritu, acompañadas este día por su familia y amigos”. Hizo una somera presentación de quienes inauguraron la muestra denominada Los vientos alisios de Pino Ojeda en Madrid. Hizo mención a todo el programa y recordó al público asistente que este es el primer evento de los tres días dedicados en Madrid a la artista grancanaria

 

Primeramente tomó la palabra la Consejera del Cabildo de Gran Canaria, Guacimara Medina quien aseguró que este programa “supone el reencuentro de Pino Ojeda con Madrid que trasciende a las fronteras canarias extendiendo su universo creativo dentro y fuera de las Islas.  Es muy importante en este mes de marzo recordar el papel que representó Pino Ojeda en una época de posguerra, muy complicada y sin embargo siempre supo salir adelante y siempre entre hombres, de hecho puede puede verse en las fotografías en las que aparece siempre ella rodeada de hombres, una mujer que sin duda ha dejado un importante legado”.

 

El nieto de la artista canaria, Domingo Doreste, que a  su vez es presidente de la Fundación Canaria Pino Ojeda, se mostró muy emocionado por la muestra y aseguró que “fui muy afortunado al haber sido testigo en mi adolescencia de la gran actividad cultural de mi abuela, aunque por la juventud no eres capaz de vislumbrar el alcance. Mi abuela dado que vivió de la pintura, y no de la escritura, realizó más de un centenar de exposiciones en las islas, aquí en Madrid y varios puntos de la  península (Barcelona, Palma de Mallorca, etc.) y a nivel Internacional (Suecia, Francia, Alemania, Italia, EEUU, Japón, …)”. Visiblemente emocionado dejó hablar al resto de personalidades sin antes agradecer el esfuerzo realizado por el amplio programa desarrollado.

 

Elsa López, poeta y escritora de reconocido prestigio, prologuista de la obra reeditada por la institución insular, aseveró que ” Recuerdo bien a Pino Ojeda. la recuerdo feliz y llena de vida. Niebla de sueño nos habla de lo terrenal, lo que nos rodea y nos hace ser felices o infelices; nos habla, sobre todo, de seres doloridos abocados a la destrucción y a la eterna melancolía. Tiene algo, un mucho de erótico, podemos hablar de poesía erótica. Sus poemas traspasan lo material para acercarse a lo simbólico y lo místico”

 

Camensa de la Hoz, comisaria de la exposición para finalizar la ronda de intervenciones y tras decir que ya habían dicho mucho de lo que ella tenía previsto comentar en su intervención, explicó que lo que más destaca de Pino Ojeda “no es solo su arte, sino su amistad, lo muestran sus correspondencias, la generosidad de publicar las poesías de otros, traer a Gran Canaria a autores como Gerardo Diego, Vicente Aleixandre y un largo etcétera en una época tan dura como los años 50, traerlos a su casa a Canarias. Por lo tanto me gustaría resaltar la enorme capacidad de atraer a la gente, algo que bien pueden comprobar por las fotos y las cartas en la exposición que hoy les presentamos”.

 

 

Antes de dar por inaugurada la exposición que permanecerá abierta hasta el día 28 de marzo en la sede de la Delegación autonómica, la bisnieta de Pino Ojeda, Paula Doreste, también artista, cantó una pieza dedicada a su hermana y abuela a capela.

 

Para finalizar y antes de dar paso a la visita de la muestra trasladada desde Gran Canaria, la actriz Isabel Prinz leyó algunos fragmentos seleccionados para la ocasión y que no solo la emocionaron a ella, sino que saltaron algunas lágrimas de los oyentes.

 

Este día 7 de marzo continuarán los actos previstos en el  programa con una mesa redonda sobre la obra de la artista en la sala Pérez Galdós del Ateneo de Madrid, en las que intervendrán la comisaria de la muestra Carmensa de la Hoz, Domingo Doreste, y las destacadas autoras Elsa López y Blanca Hernández.

 

 

Sobre Pino Ojeda

 

Pino Ojeda Quevedo (Teror, 1916 – Las Palmas de Gran Canaria, 2002) fue una destacada intelectual, creadora y activista cultural en la escena literaria y artística de Gran Canaria en la segunda mitad del siglo XX. Cultivó la poesía, la novela, el teatro y los cuentos, aunque además sobresalió como artista plástica, galerista y librera. Fue una mujer adelantada a su tiempo que desafió los roles de género en la España de la dictadura militar, en la que las mujeres eran invisibilizadas y apartadas sistemáticamente de la vida pública. Pese a su condición de viuda y madre con solo 22 años y en un contexto marcado por la posguerra en España, su amor por la cultura y su perfil polifacético la llevaron a cultivar distintas disciplinas del arte.

 

La figura de Pino Ojeda se inscribe en el contexto de una generación fundamental de mujeres escritoras y artistas canarias, como Lola Massieu, Chona Madera o Jane Millares, entre otras, que convivieron y desarrollaron su obra en el ámbito insular del mismo modo que sus coetáneos masculinos, como Felo Monzón, Pedro Lezcano, Juan Ismael o Plácido Fleitas.

 

Ojeda fue la primera mujer que fundó y dirigió una galería de arte en Canarias, la Galería Arte, entre 1958 y 1969, aunque unos años antes se había convertido en la primera mujer que funda, edita y dirige en las Islas una revista de poesía, Alisio. Hojas de poesía, activa entre 1952 y 1955, en la que publican autores como Vicente Aleixandre, Carmen Conde, Gerardo Diego, Gabriel Celaya o Juan Ramón Jiménez.

Noticias relacionadas

Enviar Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *